Terapia con Esencias Chamánicas de México

“Los remedio florales pueblan de palabras las heridas del alma”

esencias chamanicas

Las esencias Chamánicas de México han sido creadas siguiendo el mismo patrón espiritual y energético que llevó al doctor Bach a crear el primer set de esencias florales que lleva su nombre. Las prepara el doctor Luis Solana bajo la dirección de un chamán, don Hilario. Provienen de hongos sagrados, Flores Mágicas y Plantas de Poder (semillas y cactus) usadas inmemorialmente por los chamanes mexicanos. Aparte de ser producidas por el método solar del doctor Bach, también han recibido la energía lunar; de ahí proviene su tremendo poder para sanar los bloqueos del inconsciente.

Actúan en otras capas de la psiquis, aportando una gran apertura y avance en los procesos de terapia donde el paciente y terapeuta sienten que han llegado a un punto ciego. Todo esto porque actúan en la historia personal, pre personal (ámbito uterino), historia transfamiliar (memoria ancestral) y aspectos kármicos del alma. Ayudando a destrabar situaciones emocionales enquistadas en la memoria celular que impiden el crecimiento y evolución de la persona.

Se trata, entonces de mantenerse alerta y abiertos a estas emociones, de manera que cuando surjan, en lugar de suprimirlas, sea capaz de recuperarlas, rescatarlas del olvido y tomar conciencia de ellas. Aquí es cuando los elíxires chamánicos en su accionar conjunto, enriquece a los otros elixires florales dando una nueva significación a la rabia, la sensación de soledad, los miedos, el odio, la ansiedad de poder, de control, etc.

Es recomendable tomar estas esencias bajo una contención psicoterapéutica, pues el proceso se hace más amigable, rápido y efectivo; aunque también se pueden tomar para explorar en la apertura de conciencia para sanadores, reikistas, artistas, meditadores y terapeutas.

La curación que conduce al AMOR y a la plenitud nunca ha sido otra cosa que la rendición a uno mismo, una rendición que conduce al cuerpo a la experiencia sensible y a la auto aceptación, la cual comienza a gestarse cuando el paciente decide que se quiere curar; a partir de ahí, paso a paso, comienza a abrirse el camino hacia el bienestar, la sabiduría y también la recuperación del AMOR por uno mismo y por el mundo.

Efectos generales
. Evocan memorias filogénicas
. Corrigen aprendizajes ontogénicos
. Reestructuran los programas homeostáticos
. Aceleran el tránsito enfermedad-salud
. Facilitan el proceso de Meditación profunda, el de ensoñación y ayudan a la transmutación.
. Incrementan la autoestima y la alegría de vivir.
. Facilitan la introspección.
. Eliminan máscaras, permitiendo la pérdida del control y posterior armonización de los miedos. . Despiertan el recuerdo de shocks pasados, incluidos los prenatales, permitiendo verlos como desde afuera, a través de análisis introspectivos, de ensoñaciones o sueños reveladores.
. Actúan más rápido y con menos crisis curativas. (Aunque hay casos de pacientes que viven crisis fuertes que pueden durar hasta 10 a 15 días, sólo que la persona experimenta la íntima convicción de que ello está bien y que siendo en su beneficio debe soportarlo).
. Aumentan el apetito sexual e intensifican el placer orgásmico.
. Exploran la mente y facilitan el conocimiento interior.
. Inducen a estados de ensoñación más frecuentes y más duraderos.
. Exaltan la sensibilidad táctil y la percepción extrasensorial.
. Magnifican los sentidos del olfato y el gusto.
. Mejoran la relación con los demás.
. Estimulan la imaginación visual facilitando acceder al inconsciente y al sistema nervioso voluntario.
. Producen estados de paz, de gran relajación y aceptación de la vida y/o estados de euforia.
. Incrementan la alegría de vivir, aumentando la energía física como mental.
. Incrementan la autoestima, seguridad y decisión para no aceptar lo que desagrada.

¿Será posible que con el nuevo milenio,
El ser humano deje de buscar
En las estrellas lo que,
Desde siempre
Ha llevado guardado?

También te podría gustar...